jueves, 30 de enero de 2014

No te cortes y haz marketing!


En todo momento hacemos marketing, pero hasta que no somos conscientes de la marca que dejamos y aprendemos a gestionarla no somos capaces de sacar partido de ella.

Hacer marketing personal es el arte de saber venderte, de usar las palabras adecuadas para definir lo que haces y en que eres bueno, no solo en un networking mediante el elevator pitch sino cuando hablas con un desconocido y te pregunta a qué te dedicas. Venderte con tu familia, en tu trabajo, en las redes sociales, dándole un fondo. Al fin y al cabo es en las redes dónde das visibilidad a lo que haces fuera de ella.

Cuando te contratan para ofrecer un servicio, te pagan por un conocimiento y por un tiempo. Si tomamos consciencia de vendernos como un producto, y además tenemos los objetivos claros de dónde queremos llegar, hacemos ni más ni menos que un plan de marketing ajustado a nuestra persona, que sea comerciable, que le sirva a la gente y a aporte valor a la empresa que nos contrata, estaremos dejando huella y forjando nuestra reputación. Has de tu plan de marketing personal, tu plan de vida y déjalo pasmado en un papel o en un archivo, pues si no te acuerdas lo que hiciste ayer, ¿cómo vas a ver si te diriges en la mejor dirección?¿cómo vas a rectificar si te equivocas?

Ojo! Venderse no es sinónimo de mal venderse, cuidemos los contenidos que compartamos, que los datos privados lo sigan siendo, fotos graciosas son bienvenidas, pero que queden fuera de circulación aquellas que rocen la vulgaridad, que dañen nuestra imagen.

Muchas veces usamos palabras técnicas de nuestra profesión que quien no las domina se pierde la mitad de lo que queremos explicarle, por lo que debemos ser capaces de adaptar el mensaje a quien nos está escuchando.

Intenta, busca, arriesga, haz algo para llegar a donde quieras estar, está en tus manos. Trabas encontraremos miles, solo es cuestión de que con cada caída salgamos fortalecidos y con la cabeza bien alta sigamos avanzando.

Te comparto algunas frases que se me han ocurrido, si te gustan son todas tuyas!

1)      Receta para cocinar una #marcapersonal:  30 gramostuit al día y mucha pasión 

2)      Si no persigues objetivos claros, no te estás reinventando…estás perdiendo tiempo! 

3)      Ahora, no quiere decir ni ayer ni mañana. Céntrate en donde quieres llegar y avanza

4)      Promocionar en Facebook no significa quiero tu me gusta a cambio de nada 

5)  Un #CM no es un tuitero más, debe seguir la estrategia y vincular la marca con su audiencia


6)      Las redes sociales son un escaparate perfecto para enseñar  lo que haces a tus clientes potenciales 


 7)      Conectar es captar su esencia y brindar lo mejor de ti para que una relación llegue a buen puerto


8) Evitemos COMPETIR y cambiémoslo por COMPARTIR en redes sociales 

miércoles, 29 de enero de 2014

Cuando el corazón habla en redes sociales



Sabéis que las emociones me mueven, pues Montse Ruis que me conoce bastante bien ha permitido que me exprese y hable de las redes sociales pero de un modo diferente..... eternamente agradecida.....


Eran ella y él, dos almas solitarias y perdidas en la gran inmensidad de las redes sociales. Ella decidió abrir su cuenta de Twitter, sin pensar los beneficios que el destino le tenía preparado más allá de lo profesional, en lo sentimental. Él acostumbraba a tontear enviándoles mensajes a las chicas que pasaban por su timeline, se sentía solo. Las invitaba a tomar café, tal vez alguna picara. El día menos pensado, dio con ella…. morena, interesante, con una mirada cautivadora y una sonrisa capaz de encantar a quien se lo propusiera.


Ella dudó, pero le caía bien y aceptó, aunque tardó en concretarse. Los comienzos fueron de tuit en tuit, poco a poco fueron conociéndose. Vivían a una gran distancia de kilómetros, pero los 140 caracteres acercaban su corazón. Ella al principio desconfiaba de él, más era tan cariñoso que poco a poco fue ganándosela, y la coraza de ella terminó de fundirse, cayendo rendida a sus pies.


sigue leyendo el relato en PESCANDO PALABRAS Y REDES

miércoles, 22 de enero de 2014

Tú eres lo más importante



Tú eres lo más importante (le dijo una red social a un usuario) ya suena a tópico verdad? cuando decimos que las marcas tienen que hacer que los usuarios en las redes sociales se sientan únicos y especiales, para que “compren” primero los contenidos, y con el tiempo, se genere la confianza necesaria y la operación de compra se realice en términos reales.

Hacer que los potenciales clientes visiten un sitio web o un blog y publiquen sus comentarios a secas no es construir comunidad. Tener una comunidad es que la gente acude a un punto de encuentro porque existe un interés compartido en un entorno de confianza.

Es responsabilidad del Community Manager que los miembros de la comunidad estén activos y se involucren y se necesitan ciertas habilidades como ganas de compartir la visión de la empresa y tener la destreza de entablar relaciones.

Dicho esto, te propongo que seas el Community Manager de tu propia vida, donde sepas gestionarte, y si no compartes la visión de ciertas personas, decidas tu mismo que es lo mejor para ti. Donde crees un ambiente de confianza tal que la gente elija pasar tiempo contigo. Donde si un día falta uno de tus “usuarios” no tengas la dependencia de ir a buscarlo, él sabe dónde tendrá una sonrisa esperándole.

Me ha gustado este texto de Marci Shimoff y quería compartirlo contigo para que cuando estés preparado instales el software del Amor en tu PC, tablet o móvil y generes un estado en el que las personas lleguen a tu comunidad por lo que eres, por lo que irradias, soltando miedos que no te dejan avanzar.

Instalación de Amor en el ordenador humano

Informático: Sí, ¿en qué puedo ayudarle?

Cliente: Después de meditarlo mucho, he decidido instalar Amor. ¿Podría irme diciendo los pasos para hacerlo?

Informático: Si, sin ningún problema. ¿Está preparado para empezar?

Cliente: Bueno, no sé demasiado de informática, pero creo que estoy listo ¿Qué debo hacer?

Informático: Lo primero es abrir tu corazón ¿Sabe dónde está?

Cliente: Si, pero ahora están funcionando en él otros programas . ¿Puedo instalar Amor aunque estén en marcha?

Informático: ¿Qué programas son?

Cliente: Pues en este momento están en marcha Herida del Pasado, Baja Autoestima y Resentimiento.

Informático: No se preocupe, el programa Amor eliminará Herida del Pasado del sistema operativo. Puede que quede almacenado en el disco duro, pero ya no interferirá en los otros programas. El programa Amor anulará el de Baja Autoestima con su módulo Alta Autoestima. Pero tiene que cerrar los programas Rencor y Resentimiento, de lo contrario Amor no se instalará adecuadamente ¿Los puede cerrar?

Cliente: No sé hacerlo ¿Puede indicarme como cerrarlos?

Informático: ¡Claro! Vaya al menú inicio y pinche en Perdón. Hágalo tantas veces como sea necesario hasta eliminar del todo Resentimiento y Rencor.

Cliente: ¡Vale, ya está! El programa Amor ya ha empezado a autoinstalarse. ¡Uy! Me ha salido un mensaje de error. Pone: …..”Error….el programa no funciona en componentes exteriores ¿Y ahora que hago?

Informático: No se preocupe. En lenguaje no técnico quiere decir que para poder amar a los demás tiene que antes Amarse a si mismo. Abra el programa Auto-aceptación y pinche en los siguientes archivos: Auto-perdón, Valórate y Acepta tus Limitaciones.

Cliente: ¡Ya está! ¡Eh! Mi corazón se está llenando de archivos nuevos. Sonríe está apareciendo en la pantalla y Paz y Satisfacción se están descargando en mi corazón ¿Es esto normal?

Informático: Sí, significa que el programa Amor se ha instalado y está funcionando. Una cosa más antes de que cuelgue. El programa Amor es gratuito. Si lo desea puede compartirlo. ¡Por favor, páselo a otras personas!

Siéntete un Community Manager, define tu dirección, elige a los mejores usuarios para interactuar en tus perfiles y en tu vida.

miércoles, 15 de enero de 2014

Las #redessociales ¿nos alejan o nos acercan?


Como sabes las redes sociales son una excelente herramienta para generar contactos nuevos, de hacer amigos, sin hablar de los beneficios de negocio que conlleva. De hecho soy una gran defensora de ellas, no solo porque trabajo en plataformas sociales, sino porque he conocido gente maravillosa, que tal vez si no hubiese sido por este medio jamás lo hubiera conseguido.

¿Qué os sugiere esta frase? ¿Estáis de acuerdo?



Al estar conectados a diario y tan pendiente de lo que transcurre en el mundo online perdemos el norte por estar tan actualizados y descuidamos a quienes tenemos al lado. No debemos ignorar las relaciones personales en beneficio de la comunicación por las redes y si eso, llevar a nuestros amigos a las redes sociales para que se integren en lo que hacemos en el día a día y compartir nuestras andanzas por los social media.

Días atrás me enteré de una aplicación que se llama Meetizer que busca “rehumanizar” las relaciones sociales, mediante encuentros de ocio y de negocio con gente que conozcas o nuevos contactos. Te ayuda a conocer gente interesante y organizar planes con personas que se encuentren cerca de ti, mediante el uso de geolocalización. Y como dicen en su vídeo es que “no hay nada más poderoso que la capacidad de conectarnos los unos con los otros, para convertirnos en dueños de un futuro que nos pertenece….. recuerda que la grandeza del ser humano se halla en el encuentro con los demás”

Vivimos en un mundo abierto, conectado y social, en el que debemos aportar nuestro granito de arena para que cada comunicación que realicemos aporte nuestra mejor versión de nosotros mismos, a la vez que cuando se produzcan encuentros presenciales, favorezcamos que sean mágicos, seamos capaces de dejar la tecnología a un lado y que prime la conversación, la entrega, la mirada, la empatía. Deseo que se produzcan grandes encuentros de este tipo, porque la vida es la suma de pequeños momentos y hay que disfrutarlos.

Y a ti que estás del otro lado de la pantalla….te envío este vale, para que lo usemos cuando estemos cara a cara!




                                            

miércoles, 8 de enero de 2014

#Socialmedia mente en equilibrio

Con el surgimiento de las nuevas tecnologías, cada día estamos más conectados, ya sea porque trabajamos en Social Media o porque cuesta dejar el móvil a un lado. Se nos complica hacer un stop y mirar un rato hacia adentro, para ver en donde estamos parados y qué queremos hacer para conseguir nuestros logros personales y profesionales.

Dicen que mediante la meditación se dejan atrás miedos, deseos, ambiciones y emociones negativas. Por estas razones es que muchas personas practican Yoga, no porque quieran esconderse en una cueva a meditar y apartarse de las tendencias sociales imperantes sino porque el estrés, la ansiedad, la frustración ocupan un lugar más importante en su vida más grande de lo que ellas querrían.

En mi caso comencé a practicarla porque es una excelente técnica para aclarar la mente, tener un momento de encuentro conmigo misma y porque favorece la concentración.

En Sillicon Valley, es tendencia entre las empresas más innovadoras llevar a cabo técnicas Minfulness, entre las que se encuentra el Yoga, a fin de fomentar de que sus empleados sean conscientes y despiertos. Minfulness significa atención plena, es decir estar focalizados en el aquí y ahora.

Y justamente son las empresas tecnológicas quienes están apostando que dentro de sus actividades para sus empleados elijan el yoga porque favorece en:

- Enriquecer la concentración.

- Disminuir y combatir el estrés

- Encontrar en cada uno la sabiduría para tomar las mejores decisiones

- Encontrar el equilibrio emocional necesario para gestionar mejor los cambios

- Focalizarse en las metas y objetivos

- Mejorar el liderazgo

- Potenciar habilidades como la empatía, la comunicación y generar autoconfianza.

Dentro de nosotros existe un poder, una energía, una paz y una sabiduría que podemos aprovechar cuando nos damos cuenta que están ahí. Este poder inspira, anima y da fuerza para crecer en una dirección positiva.

“Quien mira hacia afuera….sueña. Quien mira hacia adentro, despierta!” Carl Jung

¿Te animas a meditar?